Un drogadicto en casa, peor que una maldición – El Mañana de Reynosa, Tamaulipas

Un drogadicto en casa, peor que una maldición – El Mañana de Reynosa, Tamaulipas
— Leer en www.elmanana.com/XStatic/manana/template/opiniondetalle.aspx

#salvemosAmexico

este articulo es muy interesante y muy cierto. lidiar con un drogadicto en casa es dolorisisimo particularmente para los padres pues por mas que uno hace esta es uña enfermedad a emocional de la cual poco se sabe. Estoy mu de acuerdo en el artículo, pero creo que le falta exponer de una manera mas amplia el real problema de la adición. Muchas veces los padres dan buenos ejemplos pero nuestros hijos sufren de otras aflicciones emocionales y se auto medican. Ese dicho de muéstrame un buen padre y te mostrare un buen hijo no es totalmente cierto.

México es un país enfermo por las drogas, dice la iglesia

iglesia
— Leer en expansion.mx/nacional/2017/07/03/mexico-es-un-pais-enfermo-y-violento-dice-la-iglesia

#SalvemosAmexico

Las drogas están acabando a nuestras familia y cambian las personalidades de a quienes las usan. La adición es una seria enfermedad que afecta a todos los niveles de nuestra sociedad. Y vemos muchas noticas en Mexico de violaciones, crímenes, abusos etc, pero muy poco se dice sobre el consumo de las drogas y como esto incrementa el numero de crímenes. En Mexico.

8 Señales de adicción en etapa temprana – Psicología en adicciones

Este post se lo dedicamos a las adicciones en etapa temprana. Es por ello que hemos recogido 8 señales de adicción en etapa temprana.
— Leer en conlaadiccion.psiquefunciona.com/8-senales-detectar-hijo-adolescente-usa-abusa-sustancias/

#salvemosAmexico

Lo peor es que todas etas señales parecen algo normales. Todos los adolescentes tiene cambios que son difíciles de discernir, y mucha veces cuando nos damos cuente de que algo está realmente mal puede ser ya demasiado tarde. Fíjate muy bien en los cambios de tus hijo, como pueden ser normales, el conjunto de los cambios es lo que te puede dar una señal de que tu hijo pueda estar haciendo drogas.

Hace un rato que no me siento a escribir, he tenido unos días muy duros. Muchas veces me cuesta levantarme de la cama y seguir viviendo, pero se que me hijo y mi esposo me necesitan. Me cuesta entender el porque de la muerte tan repentina de mi hijo. No dejo de pensar que si hubiera sabido antes que Chente estaba haciendo drogas a lo mejor lo hubiera podido ayudar. Mi consejero espiritual, mis amigas y otros que como yo han sufrido estas pérdidas por culpa de las drogas me dicen que no hay nada que yo hubiera podido hacer. Intente ayudarlo, lo lleve al psiquiatra al psicólogo, lo trate de llevar a un centro de rehabilitación, pero todo esto fue en balde. Lo único que me da un poco de consuelo es saber que a lo mejor mi historia puede ayudar a otros padres que tengan los mismos problemas. Por otra parte, no entiendo que es lo que nos pasa a los Mexicanos. Estamos viendo que nuestro país se torna cada vez mas violento, que se ha vuelto nuestro Mexico en un estado narco. Ciertamente todos los días vemos noticias de muertes, asaltos, muchos estos propiciados por los carteles que están destruyendo a nuestro país, y nosotros aquí sentados como si nada. Hemos dejado que los carteles manejen a Mexico. En lugares remotos hasta se les ve como si fueran los héroes del pueblo. Como puede ser que cerremos los ojos ante tanta violencia, asaltos, extorsiones, y falsos éxitos. En México , como en cualquier otra ciudad grande, hay mucha violencia, pero el hecho de los narcos se muevan a su antojo y destruyan a nuestro México esto si que es imperdonable. Nosotros somos los culpables los que con nuestra terrible apatía, dejamos que los carteles tengan mas y mas control sobre nuestro país y nuestras vidas. Decimos que las drogas no se consumen en Mexico y que el consumo es un problema de Estados Unidos, pero esto no es cierto. La droga que mato a mi hijo Chente probablemente fue fabricada en un laboratorio en Mexico, gracias a los benditos Chinos que nos hicieron el favor de traer esta mortal droga a nuestro país, y les enseñaron a nuestros malandrines a como producirla localemente. Cuantos de nuestros hijos o seres queridos tiene que morir antes de que hagamos algo al respecto. Hace unos días hable con una señora que perdió a su hija de 167 anos en el sur de Mexico a una sobredosis de heroina…Y aún así decimos que no a hay problemas de consumo de drogas en Mexico. A quien estamos engañado .

En Duelo

Estos meses han sido increíblemente difíciles para mi y para mi familia. No pasa un día sin que me cuestione o me culpe por la muerte de mi Chente. Estos momentos son especialmente difíciles pues el ultimo año tiene tantas discusiones con mi Chente y ahora cuando me acuerdo me siento morir. Se que tengo que seguir adelante, aunque aveces no se ni de donde sacar fuerzas. Le pido a Dios me ayude y me de la fortaleza de la fe para poder sobrellevar esto. Se que el sentimiento de culpa no me deja salir adelante, y trato afanosamente de perdonarme. Estoy aprendiendo mucho sobre la adición y ahora entiendo que es una enfermedad y se que hice lo mas que pude para ayudar a Chente. Siento no me haya dado cuenta antes de que mi hijo estaba usando drogas. !Dios mío ayúdame y dame fe! Estoy trabajando con una tenatologa que me ayuda a manejar mis emociones. Lo único que se es que quiero honrar la memoria de mi hijo y por eso quiero compartir mi historia y ayudar a entender a otros padres que como yo hayan pasado por esto, o estén pasando este dolor tan grande. Chente mi adorado hijo, te llevo en mi alma cada día, y no haya un momento del día que no te piense y desee abrazarte y decirte que todo va a estar bien y que te amo profundamente. Descansa en paz queridísimo mío. Yo prometo luchar para que otros no tengan tu misma suerte.

SalvemosAMexico

Niños armados en Guerrero: la polémica medida de un pueblo indígena en México para defenderse del narco. Esta noticia la leí hoy y se me conmovió el corazón. Perdí a Chente mi hijo de 16 anos a una sobredosis de Fentanilo. Pero de las drogas en Mexico,de cómo nos impactan en Mexico tanto económicamente como socialmente no se dice nada. ¿Y quien esta haciendo al respecto? Aparentemente, solo estos jóvenes indígenas. Gracias muchachos! Gracias por pelear por su futuro y el futuro de Mexico.

Sin Rumbo

Hace apenas dos meses y medio que murió mi Chente pero a mi me parece que fue solo ayer. Estoy adolorida y aunque me abandono en las manos de Dios y le pido ayuda no puedo dejar de pensar en mi Chente. No dejo de pensar que si me hubiera dado cuenta antes, o si hubiera hecho algo diferente él estaría aun aquí con migo. Se que no importa lo que yo haga, el no regresara mas, pero se que a lo mejor mi historia le podría ayudar a otros padres a ayudar a sus hijos. Mi hijo amado, te tengo siente presente y tu ausencia me duele cada día. Como podemos quedarnos cruzados de brazos viendo que nuestro Mexico se vuelca cada días ma violento y que las drogas que supuestamente salen de este país, también se quedan y están matando a nuestros hijos.

¿Dios mío porqué? ¿Porqué me lo quitáste? No aguanto este dolor..Dame fortaleza para seguir hacia adelante por mi otro hijo y mi esposo

Mi hijo Chente, mi primogénito y más preciado tesoro, la luz de mi vida falleció la semana pasada, 12 de Octubre. Por más que lo pienso y lo digo, no lo puedo ni quiero creer. Quisiera fuera tan solo una terrible pesadilla de la cual despertara en unos momentos para darle un abrazo muy fuerte a mi hijo muy amado. Antes de sepultarlo, le dije adiós con un beso en la frente y sentí que se me salía el alma del cuerpo, sentí que me moría yo con él. ¿Cómo puede ser posible que mi hijo ya no esté aquí, que no pueda abrazarlo y decirle lo mucho que lo quiero y lo necesito? ¿Cómo pedirle perdón por mis faltas, mis enojos de los últimos meses, y mi desesperación por entender lo que le pasaba?

Estoy entumecida de dolor, y por momentos, aunque una pequeña voz en mi me recuerda que Dios tiene un camino para cada uno de sus hijos, me siento sola, enojada con el mundo, con los carteles, los narco traficantes, con el gobierno de México que parece no hacer nada por combatir la drogadicción en este país, y con Dios mismo. Perdóname Dios mío, pero te he pedido tanto y con tanta fe, que no puedo entender porqué no has venido en mi ayuda y la de mi hijo Chente. He dedicado mi vida a mis hijos y esposo, te he sido fiel y devota, ¿Por qué te llevaste a Chente tan pronto? ¿Cómo quisiera entender por qué? ¡Ayúdame a poder seguir con mis responsabilidades para con José Manuel y mi esposo! Lo único que quiero es dormir y nunca más volver a despertar. No quiero sentir este gran dolor desgarrador.

La casa está vacía, fría, la ausencia de Chente se siente por todas partes. Tuve que cerrar la puerta de su cuarto pues no aguanto ver su cama vacía. A veces me siento ausente, entumecida por el dolor, como si no estuviera realmente presente en mi casa. No tengo ganas de pararme de mi cama, no tengo ganas de hablar o comer. Me cuesta conciliar el sueño y cuando me acuesto, quisiera dormirme y no despertar jamás. Pero sé que tengo que salir adelante pues José Manuel y mi esposo también están sufriendo en estos momentos y no los puedo dejar solos.

Sé que nunca será todo como antes. No hay respuestas, solo silencio y dolor. Que daría yo por tener a mi hijo conmigo nuevamente, por verlo una vez más. Me pregunto constántemente si pude haber hecho algo diferente para prevenir su muerte. Siento que le fallé como madre. ¡Vicente, hijo mío, por favor perdóname! Perdóname por mis defectos, mis enojos, mis gritos, mi exasperación de estos últimos meses. Donde quiera que estés, recibe mi amor absoluto y permanente. No pasará un día sin que te piense. Lo único que puedo hacer es rezar y tratar de dedicar mi vida a no permitir que nada así le suceda a José Manuel, o alguien más si yo puedo evitarlo. Te quiero hijo mio. Descansa en paz.

Les pido a todos recen por mi hijo y por mi familia